1384961921_extras_noticia_foton_7_1

OTRA VEZ,SUÁREZ

Redacción:Noelia Pinto Cervero-Latribunamadridista

El Real Madrid tiene encima de la mesa un regalo de Reyes de lo más tentador. Se llama Luis Suárez y ha vuelto a ser ofrecido al club madridista. El uruguayo es el primer nombre de la carta a los Reyes que escribió Ancelotti hace un mes. El técnico italiano era consciente (y lo sigue siendo) de que lo normal es que le traigan carbón, pero una cosa es conformarse y otra no pedir.

El verano pasado Luis Suárez estuvo muy cerca de ser jugador del Real Madrid. Su agente, Pere Guardiola, llegó incluso a alcanzar un acuerdo verbal con el club blanco para el fichaje del uruguayo. Se habló de temporadas, de sueldo y del precio por el que podría salir del Liverpool, en el entorno de los 45 millones. Al Madrid los números le cuadraban y Ancelotti avalaba su fichaje, aunque el presidente del Real Madrid tenía alguna duda sobre la conveniencia de fichar a un jugado con el carácter polémico de Luis Suárez.

Un fichaje interruptus
Pero la razón que impidió su fichaje por el Madrid no fue su mal genio, sino la dificultad del club blanco para cerrar la operación Bale y la salida de uno de los de arriba. En el Bernabéu había 100 millones embargados para el fichaje del galés, pero el club contaba con hacer caja con Di María u Özil para poder acometer el fichaje de Suárez y no dejar descompensada la posición del ‘9’.

Ancelotti quería dos delanteros centros de nivel mundial y desconocía el nivel que podía ofrecer Morata. Sin embargo, la operación de traspaso de Özil se retrasó hasta el último día de mercado y dejó al club madridista sin margen de maniobra para cerrar el fichaje de Suárez, algo similar a lo que le ocurrió cuando intentó ceder a Coentrao al Manchester United la noche del 31 de agosto.

Como Luis Suárez había rechazado todas las ofertas que tuvo en verano porque sólo quería ir al Madrid, el uruguayo llegó a un pacto con el Liverpool: se dejaría la piel por el club red, pero si el Madrid llegaba con los 47 millones, el Liverpool le dejaría salir.

Cuando Luis Suárez reapareció con el Liverpool tras la sanción que arrastraba de la temporada pasada, Ancelotti no le perdió la pista. En seguida comenzó a marcar goles en la Premier. En concreto, 8 tantos en 6 partidos. Incluso llegó a recordar su nombre en las altas instancias en el mes de octubre, cuando el público del Bernabéu había declarado culpable a Benzema.

Aunque el Madrid, a día de hoy, no contempla acometer su fichaje en el mercado invernal, a favor de Luis Suárez está que podría jugar Liga de Campeones, además de que tampoco tendría problemas de adaptación por el idioma. Yque le sobra gol y carácter.

About admin

Comments are closed.