DeJ9-cWX0AEqyW0-1024x576

Necesitamos al mejor y pagaremos.

Redacción: Ana María Ramírez Barajas

 

¿Quién  quiere sustituir a Zinedine Zidane?   Muchos.

¿Quién puede sustituirlo?  Muy pocos.

Suenan nombres como Arsene Wenger, quien ha sido director del Arsenal por veinte años, no podemos dudar de su enorme experiencia. Joaquim Löw, actual entrenador de la Selección alemana, está considerado  como uno de los mejores entrenadores y no es gratis; pues ha conseguido la Copa el Mundo 2014 y no podría aceptar ser entrenador del Real Madrid en estos momentos. Guti exjugador del equipo merengue y actual entrenador de los juveniles del Real Madrid, me gustaría pero creo prudente esperar un poco más.

¿Quién nos queda? Mauricio Pochettino; actual entrenador del Totenham. Es sin duda, la mejor opción.

Con la marcha de Zidán, nos queda claro que habrá renovación pero en todo el equipo. Y pareciera que Cristiano Ronaldo supiera antes que nadie las intenciones de Zidán, cuando al ganar la Copa de la Champions League,  declaró en tiempo pasado “fué bonito jugar en el Madrid”.

Tras pagar los 51 millones de Euros, Florentino Pérez sabe que con la llegada de Pochettino habrán cambios importantes.

Así como Zidán con mucha inteligencia y congruencia, tomó la decisión de dimitir porque sabe que todo lo sube, baja. Y que al llegar a lo más alto como lo hizo él con su equipo, no se podía mantener ahí por siempre, la plantilla actual requiere de renovación. Han demostrado ser los mejores, pero hay que dar paso a nombres como Neymar,  De Gea, Courtois o Mariano por ejemplo; y tratar de conservar a los nuevos valores como Asencio, Lucas e Isco,  y sobre todo, no dejar ir al gran  Gareth Bale.

Así que mi recomendación para Florentino Pérez, es que pague los 51 millones que piden por Pochettino y aplique aquello de: Renovarse, o Morir.

 

About Jorge Gómez-Manzanilla