varane

Crónica: Paso atrás en la consecución de la liga

Redacción: Rubén López

 

El Real Madrid pierde el liderato a favor del Barcelona tras perder por 2-1 ante el Betis en un partido nefasto de los hombres de Zidane. Los goles béticos fueron obra de Sidnei y Tello, mientras que Benzema anotó el único tanto madridista de penalti.

El técnico madridista, Zinedine Zidane sorprendió con su once inicial como cada semana con 3 cambios con respecto al Clásico. La alineación madridista fue la compuesta por: Courtois; Militao, Ramos, Varane, Marcelo; Casemiro, Kroos, Modric; Vinicius, Benzema y Lucas Vázquez.

El entrenador bético, Rubi apostó con Sidnei en defensa y por Loren en la punta de ataque y le salió bien su propuesta. El once local fue el formado por: Joel Robles; Emerson, Sidnei, Bartra, Álex Moreno; Edgar, Guardado, Canales; Fekir, Loren y Joaquín.

El encuentro entre ambos conjuntos y el ritmo de partido era muy bajo con un Madrid muy raro sin presionar, muy replegado, sin intensidad y sin ocasionar ningún peligro a la zaga verdiblanca, mientras que el Betis incomodaba la salida desde atrás de los hombres madridistas con una presión alta. El equipo de Rubi estaba mucho mejor plantado sobre el verde que el conjunto merengue, sin embargo, las dos primeras llegadas fueron madridistas, la primera un disparo de Marcelo que se marchó muy desviado de la portería de Joel, y la segunda un disparo de Vinicius tras realizar una diagonal donde conectó un tiro al palo corto que se le fue al lateral de la red.

Con el paso de los minutos, el Betis se iba sintiendo más cómodo con un Madrid muy plano sin trenzar jugadas colectivas que generaran alguna inquietud a la zaga local y, en ocasiones, sin dar dos pases seguidos. Fruto de este mal juego, el Betis se lo empezó a creer y en el minuto 27 gozaría de su primera oportunidad clara en el partido en la cabeza de Bartra tras un libre directo donde conectó un testarazo en el área pequeña que se marchó arriba de manera incomprensible. En el minuto 36 de nuevo el Betis pisaba área madridista con mucha facilidad, esta vez fue Canales que tras una pérdida de Kroos encontró a Fekir sólo dentro del área, donde el francés en una posición favorable disparó con violencia pero se topó con Courtois que sacó una mano impresionante para salvar a su equipo que estaba siendo dominado por un Betis muy superior.

El mejor juego bético en los últimos minutos de la primera parte tuvo su recompensa y tres minutos más tarde llegaría el gol, donde Sidnei ejecutó un disparo imparable para Courtois tras una pérdida incomprensible de Ramos en la salida de balón después de un córner. Sin embargo, a pesar de la desastrosa primera parte del equipo blanco, conseguiría el empate después de que Sidnei, el autor del gol cometiera penalti sobre Marcelo. El penalti fue transformado por Benzema con maestría, ya que el capitán, Sergio Ramos se lo cedió al francés para que cogiera confianza debido a que pasa por una mala racha goleadora. Con el empate a uno se llegaba al descanso en una penosa primera parte del conjunto merengue.

Con el gol psicológico en el último minuto de la primera mitad, se esperaba un Madrid mucho más incisivo y ambicioso, y un Betis muy tocado por el empate tras ser muy superior en la primera parte. Sin embargo, la segunda parte fue idéntica que la primera mitad.

En el minuto 54 Joaquín en una buena jugada individual casi pone por delante de nuevo a los béticos, donde tras regatear a Courtois su intento de disparo fue sacado bajo palos por Modric. El Betis seguía dominando, estando muy cómodo sobre el verde, y el gol local era cuestión de minutos, de fortuna y de puntería, ya que el Madrid no conseguía ni traspasar el medio campo.

La mala imagen del Madrid solamente cambió cuando Zidane dio entrada a Mariano en sustitución de Kroos, ya que desde su salida al campo fue un incordio para los centrales y remató todos los balones que les pusieron sus compañeros, poniendo mucha mordiente e intensidad en cada jugada. La entrada de Mariano provocó la oportunidad más clara del Madrid en todo el partido con un disparo de Modric desde fuera del área donde Joel robles despejó el balón que le cayó en las botas de Mendy que conectó un disparo que se topó con la madera para negarle el gol. Pero la mejoría madridista tan sólo duró cinco minutos, debido a que el Betis se hizo de nuevo con el balón y el ímpetu madridista desvaneció.

En el minuto 74 Fekir, un jugador espectacular demostró su talento en una jugada individual tras dejar sentado a Militao, muy gris durante toda la noche, asistió a Canales que ganó línea de fondo para asistir atrás a Guardado que enganchó una volea impresionante que estuvo a punto de colarse en la meta de Courtois.

En el minuto 81 llegaría un error infantil de Benzema que vino a recibir como siempre para intentar descargar y hacer jugar, pero incumplió una regla primordial en el fútbol, nunca en zona de peligro debes tocar en horizontal a no ser que sea un pase clarísimo, sin embargo, el francés no la llevó a cabo y una pérdida suya provocó que Tello interceptara su envío para plantarse sólo en el uno contra uno frente a Courtois donde no falló para dar ventaja a los suyos.

En el tramo final del choque el Madrid lo intentó, pero con más corazón que fútbol e ideas como durante los 90 minutos, donde la ocasión más clara la tuvo Benzema con un disparo cruzado que se fue por poco de la meta de Joel. Con el resultado de 2-1 se llegaba al término del encuentro.

Con esta derrota el Madrid pierde el liderato, suponiendo un paso atrás en la lucha por conseguir el título liguero y la pérdida de confianza para conseguir la remontada ante el City que se antoja mucho más difícil después del catastrófico partido del Madrid, que realizó uno de los peores partidos de la temporada. Prueba del mal encuentro de los de Zidane, es que consiguió rematar solamente cuatro veces a puerta ante un rival que es muy frágil defensivamente, ya que es el tercer equipo más goleado en la Liga Santander (43) lo que demuestra el poco poderío ofensivo del Madrid, una faceta que va a resultar fundamental para el partido ante el City y con datos como estos llaman al pesimismo, por lo que la presencia en el once de Mariano en la cita de Champions resulta fundamental.

About Jorge Gómez-Manzanilla